miércoles, 23 de julio de 2014

3ra Quedada Bloguera México (Parte1)

     Hola, ¿Cómo están? El día de hoy no hablaré de algún libro, película, serie, etc., sino que hablaré de la...




     En ella nos reunimos muchos bloggers del país. Había quienes eran del lugar sede (D.F.), otros del Estado de México, algunos de Morelia, otros de Guanajuato...y yo era la única de Chihuahua, jajajaja.

     Bien, mi travesía hacia la Quedada comenzó el 19 de Julio en la mañana mientras tomaba el metro para poder llegar a la estación cercana del lugar en donde se realizaría el evento.

     Me sorprendí mucho cuando vi el metro, tal vez para muchos sea lo más común del mundo o lo más feo de toda la tierra, pero a mi me pareció fascinante y (un poco) aterrador. No podía creer que estuviera tan abajo de los autos y me quedaba con cara de ¡¿Qué onda?! con la máquina de la entrada en donde se ingresa el ticket que verifica tu pago de la cuota.


     Era demasiada tecnología para mí, al igual que la información que tenía que procesar ya que al principio no le entendía al mapa de las líneas del metro, jajajajaajajaja. Después de una breve explicación de un oficial, pude entender a dónde dirigirme y al seguir los letreros tan sólo esperé a que el tren llegara. Cuando llegó me topé con un tren casi vacío (lo que me extrañaba un poco, ya que siempre en las noticias lo veía muy lleno XD) Y así me la pasé hasta que llegué a la estación que transbordaría a otra unidad para llegar a mi destino:


     El problema ya no era transportarme, sino salir de la estación. Siendo sincera con ustedes yo tengo dos grandes miedos: a las alturas y a las escaleras eléctricas...y en la estación combinan muy bien estos dos elementos. Para no hacerles el cuento largo salí casi arrastrándome de lo petrificada del miedo ya que para llegar de un nivel a otro tenía que tomar muchas escaleras eléctricas o subir por escaleras normales pero que si miraba hacia atrás podía ver que me encontraba a una altura considerable XD

Así terminé cuando salí de la estación

     Lo bueno es que logré salir del lugar sana y salva. Después tomé un taxi, porque sin darme cuenta ya faltaba muy poco para la hora a la que nos habían citado y no tenía idea de dónde se tomaba el camión. Al llegar al lugar de la sede me sorprendí de los grandes edificios que la acompañaban (claro, de esto me sorprendía a cada vuelta de esquina, ya que hay bastantes edificios enormes) y me sorprendí aún más por cómo se tomaba el elevador (ya que en una pizarra se le pisaba a un número referente al piso al que se deseaba ir y después en esa misma pizarra se mencionaba a cuál elevador se debía uno subir)...pero sobre todo por el tamaño del elevador (Era ENORME). Cuando llegué al piso, confundí a una editora con una blogger y la seguí llegando así a las oficinas, pero gracias a un guardia logré encontrar el camino y llegar por fin con los demás bloggers :D


Yo estaba más feliz que Loki cuando llegué con los demás XD


     Más bien de la primer parte de ésta narración fue la forma en cómo llegué, pero en la segunda parte ya les hablaré de las novedades de las editoriales, la plática con los autores, los juegos y lo que conseguí en la quedada más mis próximas lecturas :D
     ¡Nos vemos!

4 comentarios:

  1. jajajajaja, disculpa que me ria pero me pareció muy graciosa tu historia con el metro.
    Estaré al pendiente de más crónicas.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No te preocupes, a decir verdad sí es graciosa XD
      Gracias por darte una vuelta por el blog.
      Saludos :D

      Eliminar
  2. Jajajajaja me alegró que pudieras sobrevivir al metro, no creo que hayas conocido la estación más profunda del DF, esa sientes que estás en la boca del diablo (?)

    Espero la siguiente crónica

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya me dio más miedo de volver al metro XD (aunque algún día lo haré, jajajajaja), ¿Cuál estación es?
      Gracias por leer la entrada, saludos :)

      Eliminar